De Vuelta a Casa y el Inicio del Covid-19 en Ecuador.

Esta aventura esta casi por terminar y me encuentro en Quito. Me quedan pocos días para terminar mi recorrido de una semana viaje desde Ipiales hasta esta ciudad en bus.

Antes de retornar a Guayaquil y posteriormente a Salinas en la provincia de Santa Elena, no podía dejar de recorrer el Quito nocturno.

Durante mi viaje escuchaba en noticias y observaba en redes sociales comentarios de la persona contagiada de Covid en Babahoyo. Ciudad que había sido el origen de la propagación de la pandemia en Ecuador. Por lo cual siempre estaba pendiente de los avances que tenía la enfermedad.

La Ronda

Muchas veces he estado en la capital del Ecuador, pero esta vez quería recorrerlo en la noche.  Mi primer punto de llegada era la Ronda una de las calles más emblemáticas de Quito. No es solo una de las mas antiguas, sino que esta calle se caracteriza por haber sido cuna de poetas, escritores y pintores en los años 30. En la actualidad encontramos restaurantes, discotecas y sitios para admirar el arte

El sector de la Ronda está ubicado en la calle Juan de Dios Morales, Venezuela, Guayaquil y Maldonado entre el puente de la Paz y el puente nuevo de la calle Morales.

Una de las cosas que quería probar era la famosa empanada de viento, en realidad no sabía que tamaño tenía solo la había visto en fotos, pero realmente me sorprendió “era gigante”.

Degustar de este delicioso aperitivo más el frío de la capital provoca tomar algo caliente y pregunte por el canelazo. Una bebida elaborada con canela y aguardiente.

Creo que mi noche no podía ser mejor, en el sitio que me encontraba era una peña con música en vivo y tocaban música tradicional del Ecuador. Mi sorpresa más grande fue un grupo Manabita llamados Los Inocencios Batucada, un buen grupo que deleito con sus tambores la noche capitalina.

El Panecillo

Me faltaba un lugar más que visitar, el panecillo que en con su espectacular vista de la ciudad hacia que Quito nos atrape con sus encantos.

El frio intenso hace que los turistas locales y extranjeros degusten el famoso canelazo que es elaborado en este lugar con diferentes estilos. Una manera muy chévere de terminar esta noche en la capital del Ecuador.

Este viaje fue diferente, se escuchaba en las noticias del COVID-19 un virus que estaba atacando en todo el mundo y había llegado a Ecuador; se había dispuesto cerrar toda entrada al país, tanto por vía aérea y terrestre. Mis tiempos no me alcanzaban para regresar en bus entonces decidí tomar un avión antes del cierre de los aeropuertos. Fue una sensación extraña ver a muchos extranjeros que viajaban a Galápagos pero con sus mascarillas.

Siempre pensaba en cómo se habían acostumbrado a usar mascarillas sin problemas, pero nunca pensé que esto sería el comienzo de una nueva realidad.

Una vez que llegue a Guayaquil la cosa era diferente, la Municipalidad había hecho cerrar los sitios de concurrencia masiva y los locales de comida pocos estaban abiertos. Las personas en ese momento no se percataban de la magnitud de esta enfermedad.  Me encontré con un Guayaquil silencioso algo raro para un sábado en la noche.

Me senté en el balcón del hotel, donde los huéspedes eran en su mayoría europeos sentir temor cuando se te acercaban; por todo lo que se escuchaba en los medios de comunicación y no poder estar seguro de lo que podía suceder. 

Una ciudad que empezaba la cuarentena; una cerveza mientras miraba los pocos carros que circulaban en el malecón se unían a mis ganas de que amanezca para volver a casa.

Realmente desde ese día ninguna de las ciudades de nuestro país han vuelto a ser las mismas; el peligro de esta pandemia acecho a todos los ecuatorianos.

Regresar a casa y saber que entraríamos a una cuarentena no solo era el inicio de una vida diferente sino mas bien el inicio de una realidad a la cual todos temíamos.

Los diferentes sectores económicos del Ecuador se vieron afectados y la calidad de vida de cada uno de nosotros cambio notablemente. Ya no puedes salir libremente, ya no puedes visitar a tus familiares como antes; ya no se puede viajar y disfrutar de cada uno de los paisajes que ofrece el país de los cuatro mundos. En realidad la pandemia nos cambió la vida y cambio el mañana de muchas familias.

Ahora el mundo tiene que esperar, los viajes volverán. Espero mi próximo viaje que tocara vivirlo de una manera diferente.

Si quieres leer mas sobre este viaje puedes ingresar a http://www.lahuecatrips.com/es/imbabura-una-provincia-de-lagos-y-lagunas/

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 2 Promedio: 5)

2 thoughts on “De Vuelta a Casa y el Inicio del Covid-19 en Ecuador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *